Historia de la boina Militar.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Historia de la boina Militar.

Mensaje  Freeman el Lun Ene 09 2012, 22:33

Como toda la historia es muy larga, y cada boina tiene su propia historia, pues un resumen. Smile

Historia de la boina:

La boina es de origen europeo, no estadounidenses. La palabra "boina" se define en el Diccionario del Patrimonio de las Américas como "un extremo redondeado, tela visorless, usado originalmente por los vascos. El concepto moderno de boina se remonta a principios del siglo XIX y este tipo de tocado, tiene sus raíces en las regiones montañosas del norte de España y el sur de Francia, los Pirineos. La boina vasca o txapela, es una pequeña tapa, todo de lana con una parte superior plana, y todavía tipifica el vestido del campesino vasco.
Aunque realmente, la boina se introdujo en España durante la Primera Guerra Carlista 1833-39, la boina roja identifica al usuario como un carlista (txapelgorri en eusquera, que tuvo el significado de "soldado carlista"), y la boina blanca a los Isabelinos.


En 1891 las tropas de montaña francesas, (Les Chasseurs alpinos), adoptaron una versión extremadamente grande de la boina. El color elegido era el que se encuentran fácilmente en el comerciante o proveedor local, solía ser de color azul oscuro.
Con la llegada de la industrialización y la masacre de la infantería durante la Gran Guerra, los soldados regresaron a las primeras tradiciones de uso de cascos de acero, pero también se introdujeron boinas en la corriente principal del oeste de los uniformes militares. La estrechez de los tanques, obligó a la Royal Tank Corps Británica a la adopción de un color más funcional que su boina de color caqui que se ensuciaba con facilidad, adoptando oficialmente en 1924, la nueva boina negra británica. Fue un compromiso entre la "escasa" boina del campesino vasco y lo "desordenado" de la boina de cazadores alpinos franceses. Así los ejércitos europeos adoptaron la boina de forma permanente.


Durante la Segunda Guerra Mundial, el primer Batallón Ranger del Ejército de EE.UU, comúnmente conocido como Ranger de Darby, se formó en Irlanda del Norte en 1942 y comenzó su larga asociación con el mundo de los Comandos Británicos de renombre. Al finalizar el entreno y conseguir la capacitación de comando, se ofrece a los Rangers el derecho a usar la boina de comando británico Verde y el tartán del clan de Cameron Lochiel. El Ejército de los EE.UU. no lo autoriza y los Rangers de Darby nunca se pusieron sus cascos. En cambio, en un esfuerzo por americanizar a estas tropas especiales, permitió a cada Ranger llevar el desplazamiento Ranger en su hombro izquierdo, que lo identificaba como miembro del Bn. 1stRANGER.
Otro ejemplo similar sería el de la boina marrón. En 1942, los paracaidistas británicos comenzaron a usar esta boina. La boina granate fue visto por primera vez por las tropas alemanas en el norte de África. Este tocado distintivo, adoptado desde entonces por las tropas paracaidistas en todo el mundo, fue presentada oficialmente en la dirección del General Browning, y el símbolo de Pegaso (Belerofonte o caballo alado Pegaso) se convirtió en el emblema de las fuerzas aerotransportadas británicas. En 1943, el general Browning concedió al batallón del 509 del Ejército de EE.UU. de Infantería del derecho a usar boinas marrones británicas.


En 1951 y nuevamente en 1976, el cuerpo de Marines de los EEUU coqueteó con la idea de usar boinas azul y verde, pero decidió no adoptarlas. En 1951, la 10th Compañía Aerotransportada puso a sus hombres boinas de color negro, pero eran sólo para uso en locales autorizados y sólo se uso brevemente hasta su despliegue a Corea para unirse a la División de Infantería 45.

En el Ejército de los EE.UU., la sede del Departamento del Ejército (HQDA)permitió desde 1973 hasta 1979 a los comandantes locales para fomentar la moral y al personal de blindados y de Caballería Blindada que llevaran boinas negras como distintivo hasta que el Jefe del Estado Mayor del Ejército Bernard W. Rogers prohibió todos los tocados no oficiales como en 1979. Otras unidades que se había puesto la boina negra fueron:

-La Compañía F (LRP), 52d de Infantería.
-La 1ra División de Infantería, en 1967 en la República de Vietnam.
-La compañia 75 H (Ranger)de infanteria.
-La 1 ª División de Caballería, en 1970 en la República de Vietnam.
-La compañia 75 N (Ranger).
-La Brigada Aerotransportada 173d, en 1971 en la República de Vietnam.

Una boina de color marrón o verde oliva fue usada en Alaska por la Brigada de Infantería 172D, así como los miembros de la Infantería de brigadas 1/60o que llevaban boinas de color marrón con azul claro e insignias flash E Troop/17th CAV debajo de una boina de color crema de 1965 a 1967.


La Boina negra de nuevo se autorizó en la década de 1970 por personal del Ejército de EE.UU. asignados a las unidades Ranger y para todas las mujeres soldados. Los Rangers de nuevo cuño del 1º y 2 º Batallón de Infantería 75 (aire) recibió la autorización para usar sus boinas negras oficialmente a través de AR 670-5, uniforme e insignias en la fecha de 30 de enero de 1975.
Los Rangers cambiaron la boina al color TAN el 14 de junio de 2001.



La boina verde:


Había terminado la “Segunda Guerra Mundial” incluso los ejércitos victoriosos se dieron cuenta de la necesidad de mantener y reforzar las existentes unidades con adiestramiento y estructura fuera de los metódos ya tradicionales en el ámbito militar. Ahora las armas de mano eran más ligeras y de asombroso poder destructor, el soldado era más responsable de sí mismo y conocedor de la vida moderna.

Se sentía la urgencia de tener a mano una poderosa fuerza, rápida y disponible en cualquier situación para lo que fuera y donde fuera, sin tener que depender de nadie. Hombres de intachable condición física y mental, capaces de operar en grupos reducidos y dispersos en territorio enemigo, con juicio para asaltar y huir; replegarse con éxito. Algo diferente y efectivo pero con autoridad y conocimientos de la técnica actual, armamento, el arte de infiltración, lucha cuerpo a cuerpo y valor para llevar a cabo lo imposible.

En el ejército norteamericano de 1951, muchos eran los jefes y oficiales que se ofrecieron para tal ocasión, solamente uno de ellos fue seleccionado para dar vida a esa nueva unidad bélica. El coronel Aaron Bank era un visionario y filósofo, guerrero y al mismo tiempo sabio estratega, un militar con experiencia, líder de los OSS en su país y entrenado con los SAS del Reino Unido para planear la captura de Hitler. Aunque ese plan fue abortado por otro alto mando, su entrenamieto y esfuerzo personal no defraudó a nadie.

Ahora su misión era formar una unidad de soldados especiales. Bajo la jefatura del Pentágono americano y la directa supervisión del coronel Bank, comenzó la selección y entrenamientos de los nuevos voluntarios. En su mayoría eran procedentes de los Rangers, Marines y Airborn (paracaídistas) siendo instruídos para la nueva unidad tras un minucioso examén médico y capacidad intelectual.

Esta unidad funcionó sin nombre propio como parte del Army Special Forces (fuerzas especiales del ejército). Con permiso del coronel y jefe de la unidad se colocaron una manga verde sobre la lengua de las hombreras de la guerrera y camisa. Así aparecerían de forma visible entre los demás soldados de la base militar de Fort Brag en Carolina del Norte. También y con permiso del mando podrían llevar una boina de color verde oscuro con el uniforme de faena, pero sólo como prenda de instrucción y para llevar en el campo, debido a que los militares de la época, no tenían a bien el uso de una boina en la cabeza como prenda militar. Por otra parte el Pentágono también la consideraba como algo ridículo, quizás una costumbre anticuada de los europeos.

Cierto es que, para la sociedad americana, la boina, de cualquier tipo que sea, resulta ser una prenda insípida, de fuera, algo con sabor extranjero. La boina en la cabeza no es (o era) una prenda típica del país. Nadie la quería excepto los extravagantes artistas disfrazados de poetas o pintores. El coronel Bank y sus hombres pensaron diferente. En Europa se había visto llevarla a los comandos ingleses como parte del uniforme y con gran variedad de estilos y color, también la usaban los franceses, polacos, holandeses, no digamos el pastor local de países conocidos. Incluso el ejército canadiense la usaba con ancho vuelo y de color verde fangoso.

Cuando se propuso la boina de color verde oscuro, no hizo gracia a ninguno de los mandos del Pentágono, pensaron que quizás fue un error haber dejado esa unidad en manos de un tipo que quería soldados americanos de elite y con boina en la cabeza. Para el alto mando militar y tradicional no era ninguna gracia.

El entrenamiento siguió con buenos resultados, la unidad estaba formada y sus hombres recibían el respeto y admiración de todos sus oficiales, no sin mencionar la buena fama que se extendía a la sobra de su diario entrenamiento. Casi a escondidas y poco a poco se extendió el uso de la boina, incluso dentro de la base militar, la fama de aquellos soldados se convertiría en algo mítico, eran muy pocos y había algo especial en el comportamiento de cada uno de esos hombres. Pronto los compañeros de otras unidades les pusieron un mote, mejor dicho, el sobrenombre de “Green Berets” (Boinas Verdes). Era algo inevitable verles regresar de instrucción siempre a “paso ligero” y una sudada “Boina Verde” en la cabeza.

Aunque ese nombre (“green berets”) surgió de forma expontánea, pronto caló en el oído de otras unidades a lo largo y ancho del país. Había algo en la reputación, fama y hojas de servicio en cada uno de esos hombres con boina. Además la obstinación del coronel por hacer gala de la boina se afianzó de grandeza junto a su papel militar. Pasaron diez años desde la fundación de las fuerzas especiales y una visita del presidente de la nación cambio el rumbo de la boina.

Fue el entonces presidente de los EEUU, John F. Kennedy quien visitó la base militar de Fort Brag y al pasar revista a las tropas que le rendían saludo, notó que llevaban una boina en la cabeza. Le gustó. Preguntó que si era una prenda de honor para tal ocasión y tras una exhibición de entrenamiento por los soldados, el presidente se recató con agrado de que usaban la misma boina.

Al conocer que era un gorro de servicio y no prenda del uniforme de paseo, dio permiso “especial” al coronel para que sus hombres la llevaran puesta donde quisieran con tal de que fueran soldados de esa unidad. Al poco tiempo el Pentágono mandó por escrito una orden ministerial para el uso de la “Boina Verde” y su emblema, como parte del uniforme de combate y al mismo tiempo de paseo.


Un par de años más tarde, y después de la visita del presidente a Fort Brag, fueron las Fuerzas Especiales del ejército que bajo trágicas circunstancias rindieron honores al féretro del mencionado presidente de su nación. En el funeral de Kennedy un miltar se desprendió de su “Boina Verde” y la depositó en la tumba como regalo póstumo a su recién fallecido comandante en jefe. Aun hoy día, los hombres de las “Fuerzas Especiales” del ejército estadounidense hacen visible su “Boina Verde.” A diario, sobre la tumba del presidente Kennedy en el cementerio de Arlington, se puede ver la “Boina Verde” junto a otros tocados militares. Sencillo regalo para quien tanto respeto y amor demostró al esfuerzo de esos soldados con boina verde.

Otra cosa interesante de la “Boina Verde” es su propulsión al exterior ya que el uso de ella, en pocos años fue adoptada por soldados de otros países que en buena o mala fortuna la lucieron y aun lo hacen como símbolo de “especiales” o prenda militar de orgullo.

En los EE.UU. y a la entrada de la base de entrenamieto de los “Boinas Verdes” hay una estatua enorme de bronce que da la bienvenida al visitante. Es el coronel Bank, fundador de su unidad y en traje de instrucción, cuchillo al cinto, boina calada, mochila de comabate a la espalda y el M-16 en su mano. El hombre con más de 95 años recibió una medalla de la población civil en el año 2001. Y al recogerla comentó: “No me lo merezco, no soy más que un ser humano pero acepto el regalo. Ahora tendré que buscar un lugar para colgarlo.”

El nombre de aquella original unidad de elite con boina verde se hizo leyenda y no ha cambiado desde su creación, pero sí el riguroso entrenamiento y métodos de selección de sus componentes. Aunque en las fuerzas armadas de los EE UU se han creado otros colores de boina para el uso de varias unidades militares, hoy día no sólo se acepta la prenda, sino que está de moda entre los soldados. La “Boina Verde” como tal se mantiene y la base militar de Fort Brag en Carolina del Norte está llena de recuerdos, banderines, fotos, medallas y los nombre de todos aquellos que sirvieron en esa unidad aparecen a la vista y se pueden leer.

Los hombres, sus caras, la nación, el uniforme, la bandera y el servicio a la patria cambian como la historia. La “Boina Verde” continúa igual que su leyenda.

Aaron Bank, padre de los 'boinas verdes'

LOS ÁNGELES (EEUU).- El coronel retirado estadounidense Aaron Bank, respetado icono del Ejército de EEUU y conocido como el "padre de las Boinas Verdes" por su liderazgo al frente de estas fuerzas especiales, falleció el 1 de abril de 2004 a los 101 años.



Bank, quien murió por causas naturales en su hogar de la localidad de Dana Point, participó en una serie de misiones militares durante la II Guerra Mundial (1939-45), pero su nombre saltó a la fama, al menos en círculos militares, porque contribuyó a la creación de la primera unidad de fuerzas especiales del Ejército de EEUU en junio de 1952.

El militar fue quien, al parecer, solicitó a las autoridades castrenses que los 2.300 miembros de esa unidad especial pudieran utilizar boinas verdes como un signo de distinción.

Esa idea, primero rechazada por el Ejército, fue finalmente aprobada por el entonces presidente John F. Kennedy, en 1962, cuatro años después de que Bank se jubilara.

Una unidad de elite.

La primera unidad de boinas verdes fue destinada al décimo Grupo de Fuerzas Especiales (Aerotransportado), localizado en Fort Bragg (Carolina del Norte).

La nueva unidad estaba formada por ex miembros de la Oficina de Servicios Estratégicos (OSS, en inglés), que estaba integrada por tropas paracaidistas, ex 'rangers' (soldados de las fuerzas de asalto) y veteranos combatientes de la II Guerra Mundial.

La misión de esa unidad, explicó en su momento Bank, era "infiltrarse por tierra, mar o aire, profundamente en territorio ocupado por el enemigo y organizar el potencial de la resistencia/guerrilla para conducir operaciones de fuerzas especiales, con énfasis en la guerra de guerrillas".

También debían poder llevar a cabo incursiones rápidas dentro de territorio enemigo, misiones de inteligencia y operaciones antiguerrilleras.

Las primeras operaciones de las Fuerzas Especiales comenzaron a fines de 1952, cuando fueron enviados a la guerra de Corea.



Es un poco tocho, y algunas frases no tienen un sentido correcto por el traductor, pero se entiende y es interesante. Smile


Freeman
Airsofter

Cantidad de envíos : 356
Fecha de inscripción : 07/05/2011
Localización : Fort Benning, Georgia

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.